01 diciembre 2009



[.ausencias.]

.el recuerdo de tu ausencia
me hace sentir el frio
de la soledad dentro de mi.

(.ojalá el vacio que dejan las ausencias
se extinguiera cual llama bajo la lluvia.)


12 comentarios:

  1. Las presencias conjugadas en pasado son creadoras de huecos que no se sacian... cada minuto despiadado de ausencia es uno más que se consume en la sombra del tiempo que debe dejarse atrás ...

    Besos.

    Au revoir.

    ResponderEliminar
  2. Interesante la imposibilidad que propones: la ausencia te hace sentir frío, pero luego es una llama que quisieras fuera apagada. Con la lluvia. Nadie quisiera tener frío y luego ponerse bajo la lluvia. Es como si quisieras que el malestar que se siente al estar con frío bajo la lluvia fuera el castigo para esa ausencia que te hace sentir mal de manera equivalente.

    Algunas veces me he hecho daño pensando que así hacía daño a aquello que me dolía, que haciéndole daño lo combatiría, desaparecería. Luego me he dado cuenta que lo que me hacía daño estaba dentro de mí, por lo que inevitablemente me había herido a mi misma.

    En fin, lo que planteas es algo complicado, y como siempre en los casos complicados, no queda más que emitir una vibración de amor (ríete si te soné como de grupo new age, jajaja, pero algunas cosas de ellos funcionan como método)

    ¡Un fuerte abrazo, fille...!

    ResponderEliminar
  3. Ojalá la ausencia no doliese tanto.

    Beso!

    ResponderEliminar
  4. Etarinyeth,
    ... hermosas palabras para resumir la sensación que éstas dejan..
    gracias por plasmarlas aquí...
    besos sinceros.

    Daniela,
    mmm..la verdad es que es sólo una sensación...
    aunque debo decir que en ocasiones el frio quema igual (o más) que el fuego... y para el caso el agua es algo que puede refrescar el dolor que se siente... al menos así es para mi...

    ..pero es verdad que hay momentos en los que uno se hace daño como para "castigar" la sensación que se tiene... uno se hiere a uno mismo como una forma (tal vez estúpida... lo reconozco) de escapar de ese dolor... al causarse otro..

    complicado.. como dices... y al final hay que saber vivir con las ausencias y saber manejarlas... y como siempre, hay días mejores que otros...

    gracias por andar por aquí...
    jé t'embrasse

    Hollie,
    ¡Ojalá!....
    Beso para vos igual. ^^

    ResponderEliminar
  5. Hay sentimientos que no precisan de demasiadas palabras para ser expuestos al alma.

    ResponderEliminar
  6. La soledad abraza (con frío o calor)...

    ResponderEliminar
  7. Las ausencias son carencias pero si nos detenemos brevemente, en el recuerdo, se vuelven encuentros que nosotros decidimos cómo adjetivar.

    ResponderEliminar
  8. Siempre he pensado que la soledad sólo es buena cuando la buscas, no cuando te la regalan. Una entrada increíble. Muás

    ResponderEliminar
  9. Angus,
    ¡y que lo digas!...
    saludos

    DINOBAT,
    y creo que es algo inevitable a lo largo de la vida...
    saludos.

    Don Juan,
    q linda forma de expresar un pensamiento... ¡me ha gustado!... algunas carencias tienen los adjetivos más bellos en mi mente.. y son de las que prefiero acordarme, a pesar de....

    ResponderEliminar
  10. Odio recordar y odio que la piel recuerde la calidez de la suya, odio sentir las ausencias cuando despierto en las mañanas en una cama vacía o cuando de noche busco su cuerpo junto al mío.

    Simplemente lo odio.

    ResponderEliminar
  11. Yo extraño tanto a quien amo que un simple abrazo convertiría el invierno de mi corazón en una primavera sin fín...

    Mientras tanto, seguiré esperando... Tic, tac, tic, tac.

    xoxo

    ResponderEliminar
  12. Ginger,
    ¡hay que lindo que lo expresaste!...
    espero que "los amantes" puedan verse pronto... y que el reloj apresure su eterno vaivén a favor suyo...
    :)

    ResponderEliminar